Faltan acciones para fortalecimiento de cuidados paliativos en hospitales
elsoldetoluca.com.mx - Elizabeth Ríos

Toluca, México.- Pese a que la ley se encuentra a favor de que todas las unidades hospitalarias deben tener un área exclusiva para los cuidados paliativos, aún no son creados los servicios ni se cuenta con la capacitación de los profesionales de la salud en su totalidad, informó Martha Tarasco Michel, catedrática de la Facultad de Bioética de la Universidad Anáhuac México.

La catedrática explicó que por medio de los cuidados paliativos, mismos que están dirigidos para pacientes que están en etapa terminal de su vida, se trata de dar confort al paciente para que se sienta lo menos mal posible, por lo que se controlan los síntomas como el dolor, náuseas y mareos, entre otros, aunado a que se le brinda apoyo emocional y espiritual, respetando la espiritualidad del paciente.

Por ello el hecho de que aún no se hayan creado los servicios ni se tenga capacitado a todo el personal de salud en la materia, no sólo dificulta el trato del paciente en el hospital, sino también a los familiares del mismo, pues ellos son los encargados de brindar confort al paciente una vez que este ya está en su casa.

“El apoyo también es dado a la familia, porque por un lado está cansada físicamente y eso a veces la hace tomar decisiones precipitadas, pero también necesita mucho emocional, de saber que parte de los cuidados paliativos no se llevan dentro del hospital, sino en casa, entonces que sepan que cualquier cosa en la que se “atoren” pueden llamar las 24 horas y va a haber alguien profesional que les diga cómo deben actuar”.

De acuerdo con Martha Tarasco Michel, pese a que en México aún no se tiene el trabajo hecho al cien por ciento en la materia, al menos ya se tiene la consciencia por parte de los legisladores, lo que a la larga y con continuidad, se logrará el manejo al cien por ciento de los cuidados paliativos en los hospitales.

Precisó que los cuidados paliativos no son para acelerar la muerte del paciente que se encuentra en su etapa final de vida, sino para aminorar su malestar y ayudarte a su bien morir.

“Realmente es acoger al moribundo y ayudarle no acelerando su muerte, sino ayudarle con nuestra compañía, con nuestro cariño y con los cuidados físicos que va requiriendo”, finalizó.